viernes, 11 de enero de 2013

Oda a la Locura. Sonrisas desde la ventana


Sonreís
Imperceptiblemente...
Con un leve movimiento de labios...
Una mueca.

Recordás...
Tus carcajadas sonoras...
Tu boca abierta sin pudor
mostrando tu lengua pulposa.
Los ojos entrecerrados
que dejaban lucir
el cielo estrellado.
Luceritos del alba !!!
Tus carcajadas
de cabellos mojados
por la lluvia inesperada.
Carcajada que se estremecía
al escuchar la voz amada...

Sonreís--
Imperceptiblemente...
Con un leve movimiento de labios...
Una mueca.

Te observás en el cristal...
Ojos grandes
donde navega la vida
en el naufragio monótono...
Mirás la lluvia
desde tu ventana...
Imaginás un rostro...
Lo dibujás en el vidrio empañado...
Tus mejillas se cubren de sal.

Sonreís
Imperceptiblemente...
Con un leve movimiento de labios...
Una mueca.

¿Dónde están las estrellas?
¿Cuándo oscureció el cielo?
¿Qué tormenta te anudó los sueños?
Lanzás una carcajada...
En el mismo instante,
un alarido furioso
cayó sobre la tierra...
Se iluminó el cielo
por un segundo...
Con coraje te prendiste
a los rayos de luz
y te alejaste mansamente
rumbo a Andrómeda.

05/01/13
Imagen:
http://blogs.20minutos.es/nilibreniocupado/2008/01/24/mujer-diez/

18 comentarios:

  1. Uno trata de pasar desapercibido,pero cuando abriste un blog la farsa de persona con las facultades intelectuales intactas se van al carajo.
    ¿Hay otra forma de vivir que no estar un poco loco?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Te parece que ando un poco loca? No me restes "virtudes"... ¿Por qué un poco?
      Gracias Moscón, un abrazo

      Eliminar
  2. Qué buena forma de abandonar este mundo!!! me voy a Andrómeda!! ohhhhhhhhhhh momento, no, por ahora me quedo, está Martina!!! como siempre la mezcla de emociones!! hoy me pega el irme.... remontar vuelo.... Beso Isa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Isa, ahora soy capaz de entenderte!!!! Abandono todo por Micaela, menos pintarme las uñas de color rubí (a ella le encanta y me agarra los dedos)... Es "mi dueña"
      Un beso grande

      Eliminar
  3. Muy bueno Hilda como siempre. Tu sitio es un oasis donde calmar la sed y relajarse mirando las estrellas. Tenés una forma de contar los que nos pasa a todos que siempre me deja lleno pero a la vez con ganas de más. un abrazo

    ResponderEliminar
  4. RECUERDOS QUE SE TRANSFORMAN EN POEMAS
    GRACIAS POR EL ENVÍO.
    COMO SIEMPRE ME DEJÁS PENSANDO.
    FELICIDADES

    ResponderEliminar
  5. re dulce besos¡¡ Beatriz

    ResponderEliminar
  6. Hola Hilda, navegas por inmensos universos de palabras desprendidas de una sensibilidad que llega; que invade la mente cual lluvia que moja nuestros sentidos de bellos versos alados.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Roberto, me alegra que "te lleguen" mis palabras... Que las asocies con la lluvia que moja los sentidos... Creo que sin la suave lluvia, no existirían las alas...
      Un abrazo

      Eliminar
  7. Una vez asumí que estaba medio sonado y empecé a desandar el camino.
    Me hice cuerdo.
    En realidad, hay mucho de creencia en todo eso. Quien sabe donde uno está parado realmente, pero es un hecho que sin un poco de locura nada bueno puede hacerse en este mundo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Medio feo eso de "hacerse cuerdo", por lo que vos mismo decís... Yo aviso a mis amigxs: "Si me ven "muy cuerda" denme un "sacudón" por favor"

      Eliminar
  8. Hermoso, un recreo, me imaginé en la ventana sintiendo todo los momentos descriptos y de repente me encontré envuelta en andrómeda.
    Gracias por este momentos.
    Abrazo
    Estela

    ResponderEliminar
  9. ¡Bendita sea la locura!
    Te dejo un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sibaris, el problema de la locura es cuando no la podemos domesticar y le crecen alas.
      Abrazo gigante

      Eliminar