lunes, 13 de junio de 2011

Tan solo un cristal

Es de madrugada
Las palabras
se acercan despacito
se juntan, se enredan
forman un collar de perlas negras
me abrigan
me miro en el brillo de la luna
me toca el ala de un pájaro
y me elevo…

El gorrión me mira
En silencio converso
Me devuelve dulzores
Lo sigo en el vuelo
Gotas de rocío
como cristales celestes
se posan en su ala
Queda demorado… perplejo…
Siento el abismo desde mi pecho.

Gorrión,
tu trino sabe a miel
no te detengas
sostén mi lenguaje
no me abandones
mira tu entorno
continúa el vuelo.
¡Es sólo un cristal!
¡que no te detenga!
El horizonte es la meta
Sigue el delirio
no es desatino
La palabra es música
Tus acordes, el desafío.

Imagen:
http://www.mujerdeaire.com/2010/04/canela.html